Argentina Chile
frontera chile argentina frontera chile argentina frontera argentina chile

Una frontera fragil

Argentina y Chile tienen una frontera común de alrededor 3.500 kms. Hay algo muy extraño en esta frontera, limite administrativo entre dos países largo tiempo fundidos en un mismo conjunto nombrado por los geógrafos antiguos: "Tierra Magallánica, de los Patagones y los Cesares".

El trazado de la frontera entre Chile y Argentina ha sido un rompecabezas para geógrafos y diplomáticos. Desde la mañana siguiente de la independencia de ambas naciones (1818 y 1816 respectivamente) y a lo largo de todo el siglo XIX, no fueron mas que tensiones, arriesgando intervenciones militares. La firma en 1881, de un tratado ofreció un compromiso frágil mas o menos satisfactorio para ambos países: La cordillera de los Andes serviría de frontera natural para alrededor de 3.500 kms, pero ni Chile ni Argentina obtuvieron el acceso hacia ambos mares deseado. Se estableció una línea grande como por un gran corte de espada, sin detenerse en los detalles. Y en la escala de América, los "detalles" equivalen a territorios inmensos, tan grandes como un departamento de Europa.

Para Chile, el Pacifico, para argentina, el Atlántico. Grosso modo, se negocio así. Y entre ambos se dividen la punta extrema de América del Sur, aquello que Coloane llama la "cola del continente", un reparto territorial que corta la Tierra del Fuego en dos porciones yuxtapuestas.
Varios errores geográficos y diplomáticos fueron cometidos en la larga labor de división de tierras sud-americanas, y en el trazado de las fronteras; lo que inspira a Don Miguel Yrrazaval un libro muy critico, aparecido en 1930. A cuarenta kilómetros mas a sur de Futaleufu, la región de Palena estaba todavía siendo disputada en 1965 por los chilenos y los argentinos, bajo el arbitraje de Gran Bretaña. En el tiempo de la dictadura de Pinochet, los dos países estaban a pie de guerra. Fue necesario llamar al papa Juan. Pablo II que sirvió de mediador "simbólico" entre Santiago y Buenos Aires. En Chile, la menor historia de fronteras, representaba un libro de mínimo, 100 páginas!

Hasta el día de hoy, pasar de un país al otro demanda tiempo y puede ser hasta fastidioso. A lo largo de toda la Cordillera, los puntos de acceso son múltiples. Están por supuesto, los puestos importantes ubicados en los grandes ciudades, pero existen sobretodo los pequeños puestos aduaneros muy pintorescos, perdidos en la cima de una colina, al fina de una ruta, como salidos de la nada.

frontera argentina chile

Lado chileno, el gran desafió de Pinochet fue construir la carretera austral, una ruta de p que atraviesa en zig-zag la Patagonia chilena, a lo largo de 1.200 kms al sur para poder así unir como pájaro migratorio hacia el fin de mundo, sin tener que pasar por Argentina. Estos trabajos colosales (alcanza con mirar un mapa de patagonia chilena y todos sus fiordos) costaron la vida de numerosos obreros.

En el mapa de rutas de Patagonia, el pueblo de Villa O'Higgins esta representado por un pequeño punto ubicado en las riveras de un lago, al final de un trazado fino como un hilo, una interminable trazo entrecortado figurando la carretera Austral. Es claro: El camino no va más lejos. Al este, las tierras chilenas tocan la frontera con Argentina. Al sur, el lago Villa O'Higgins se termina al pie de un inmenso glaciar blanco, con reflejos azules: El "Campo de Hielo Sur". No son algunos hielos para meter en una copa a la hora del aperitivo, sino un hermoso y bien congelado territorio; tan grande como tres departamentos franceses. Otro planeta, frío e inhospitalario, largo como trescientos kilómetros de norte a sur.

Contemplando esta barrera infranqueable, al menos en apariencia, encerrada entre la Cordillera de los Andes y el océano Pacífico, recortada por una multitud de fiordos e islotes. Todo eso parece ser el final del mundo, pasar hacia Argentina seria la única solución para continuar hacia el sur. A menos que...

Articulo anterior: Tres niños en lo alto del Llullaillaco
Articulo siguiente: Chiloé - la isla de los Mapuches
Viajes Perú Bolivia Ver también los viajes a Perú y Bolivia...

Borispatagonia

Patagonia al mapa en todas las estaciones. Por ejemplo, de acuerdo con el clima, desde Bariloche, en Patagonia Argentina, es posible ir hasta Puerto Montt, en Chile, atravesando sucesivamente tres lagos en barco, como lo han hecho los jesuitas y los primeros colonos alemanes. Ofrezco una excursión que conduce al Océano Pacífico. Es bastante largo, pero la belleza de los sitios - bosques, volcanes y lagos de aguas cristalinas - es tal que vale la pena hacerlo. Del lado argentino, cruzamos el brazo oeste del Nahuel Huapi y el lago Puerto Alegre, y del lado chileno, el lago Todos los Santos. Pasamos de un lago a otro por autobús. Este tour es factible en cualquier estación del año, pero en invierno, se necesitan dos días para llegar a Puerto Montt, parando una noche en Peulla. Regresamos a Bariloche por vía aérea o por el mismo camino, después de una noche en Puerto Montt. Borispatagonia también se encarga de las visas para ingresar a Chile y reservar hoteles. En la Patagonia, las temporadas de invierno y verano son turísticas. En verano, además de explorar la circundante, muchas actividades son disponibles: escalada, pesca en torrente, vela, equitación, senderismo, paseos, visitas a Aciendas... En invierno, la actividad principal es, por supuesto, el esquí, especialmente en julio y agosto del lado de los Andes, pero no sólo: caminatas con raquetas de nieve, excursiones temáticas, muchos paseos para admirar la belleza de la Patagonia Argentina y Chilena en esta temporada, por esta luz única, la calidez de la gente de Patagonia... Al hablar, tengo la piel de gallina!